Quantcast
martes, 7 febrero 2023 11:36

Almeida confía en el Puente de la Constitución para recuperar el turismo en Madrid

Diciembre, el puente que une los festivos de la Constitución y la Inmaculada (6 y 8), son el santo grial del turismo para Madrid. O lo eran, antes de la pandemia. Ahora, el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, espera que los festivos del Puente de la Constitución, con una ciudad ya enteramente iluminada de Navidad, sean similares a los de antes de la pandemia del coronavirus con un único objetivo: atraer a los turistas a la capital.

El alcalde Almeida apuesta fuerte por estas celebraciones prenavideñas para tratar de recuperar el número de visitantes previos a la pandemia. De hecho, confía en el Puente de la Constitución para atraer a más extranjeros, a pesar de que ha asegurado que los datos actuales ya son “buenos en relación con las expectativas”. El alcalde lleva desde los meses de verano planeando la decoración y luces que le servirá a la ciudad de Madrid como foco para recuperar el turismo en la capital. Sin embargo, confía plenamente en que el aumento de turistas se afiance en estos festivos y que se asemeje lo máximo posible a las cifras en la época prepandemia.

Para Almeida, “la peor época” para aumentar el número de personas visitantes en Madrid es el verano. Aún así, ha confirmado que los datos que se mantienen en la actualidad “son mejores” en comparación a los obtenidos el año pasado por estas mismas fechas. Además, el alcalde ha aprovechado para destacar los eventos que hacen que la ciudad albergue más turistas. “Tenemos buena ‘rentrée’ con los Premios Platino, con la Copa Davis, que nos conduce a ese objetivo”, ha manifestado este miércoles a su llegada al palacio de congresos de la Castellana para un acto.

DESPLIEGUE POLICIAL EN EL PUENTE DE LA INMACULADA

Con estas previsiones, el alcalde madrileño mantiene que los efectivos y servicios de seguridad y emergencias están “preparados” para adoptar cualquier medida necesaria en estas jornadas en las que la ciudad se prepara para recibir una gran afluencia de turistas. De hecho, las calles de Madrid contarán con 1.048 efectivos más de la Policía Nacional, que participarán diariamente en el dispositivo especial como refuerzo de la seguridad durante las fiestas navideñas, y más concretamente, durante el Puente de la Inmaculada.

Además de poner en marcha un dispositivo especial de seguridad, Almeida espera en este Puente de la Constitución más movimiento en el ámbito comercial, hostelero y turístico de la capital. “Todos sabemos que el Puente de la Inmaculada es en el que mayor afluencia de turistas hay a lo largo de todo el año de la ciudad de Madrid”, ha asegurado el edil madrileño. Es por esto que Almeida espera que se viva un puente “prepandemia” en la capital.

Con estas pretensiones ha diseñado el dispositivo especial de navidad el Ayuntamiento de Madrid, que comenzó el 24 de noviembre, con la celebración del “Black Friday”, y concluirá en la noche del 8 de enero. Para estas semanas, se prevé un refuerzo mínimo de 400 policías municipales a diario e incluso, de 750 los días con más afluencia de turistas en la capital. Lo mismo sucederá durante todas las jornadas del Puente de la Constitución.

MENOS VIAJEROS, PERO MÁS GASTO

La Comunidad de Madrid ha sufrido este año un aumento de la ocupación hotelera en la que se alcanzó el 70% de visitantes, una cifra que ha proporcionado más de 500.000 euros durante este verano al sector. Sin embargo, las cifras de la capital han disminuido en comparación con los números obtenidos antes de la pandemia del COVID-19. Concretamente, este verano el turismo extranjero se desplomó en un 22,2% en la capital.

Sin embargo, con el desarrollo de más de 200 eventos de cara a estas Navidades, además de la propia iluminación y decoración navideña en las calles de la ciudad, Almeida confía en que las cifras relacionadas con el turismo en Madrid crezcan o incluso, alcancen el número “pre-pandémico”. Mientras tanto, el alcalde madrileño ha asegurado que ampliará los dispositivos policiales para que todo el mundo que quiera visitar la ciudad pueda hacerlo en un entorno seguro, tanto en el ámbito comercial como hostelero.