Quantcast
lunes, 5 diciembre 2022 0:06

El graffiti, un “arte” en extinción en Cuesta de Moyano

La etapa del graffiti en la archiconocida Cuesta de Moyano, ya es historia. Eso sí, la realidad es que acabar con este “arte callejero” ha sido una dura batida de limpieza por parte de las administraciones públicas, en consonancia con la nueva ordenanza municipal entorno a los grafitis. Una ordenanza en la que destacaba la decisión del Ayuntamiento, del pasado día 23, en la que se comenzaba con la limpieza profunda de las “pintadas”.

Una ordenanza a la que se une la “mano dura” de la Comunidad de Madrid, que se ha puesto firme y ha aprobado nuevas medidas para la suciedad en la capital. Algo que comenzaba a ser necesario, ya que la normativa era del 2009 y estaba completamente desfasada.

CIVISMO ANTE TODO

La pintadas han sido retiradas tras unas labores inconmesurables por parte de los equipos de limpieza de la comunidad de Madrid y del Ayuntamiento de Madrid. Una situación ante la que los responsables de la ciudad no dudaban en pedir “responsabilidad” al pueblo madrileño.

La delegada de cultura, Andrea Levy hizo entonces un llamamiento al civismo por su cuenta de Twitter . Reclamando insistentemente las labores conjuntas que se tienen que dar entre los ciudadanos y el ayuntamiento. “Civismo para cuidar entre todos un activo literario y cultural único en la ciudad de Madrid

Además de la delegada, la asociación también empleaba la misma red social para reclamar que el hecho de que la Cuesta de Moyano aparezca tan pulcra es notablemente por las labores del Ayuntamiento y realmente debería ser así todo los días.

Aquellos que realizan las pintadas en esta famosa zona de Madrid tendría que disfrutar de la zona, en lugar de vandalizarla.

Levy justificó también que la comisión está buscando una “solución permanente y eficaz” contra el vandalismo.

El presupuesto que está sobre la mesa implica 2000 euros. Este hecho permitiría poner en común la intervención artística, el mantenimiento del área y las expectativas de los libreros.

LA NUEVA NORMATIVA DE MADRID CONTRA EL GRAFFITI

Tal y como se apuntaba anteriormente, la nueva normativa puesta en marcha por el gobierno y que hasta el momento estaba completamente en atrasada. Señala que, en cuanto a los grafitis concretamente la cuantía por realizarlos asciende de los 2.000 a los 3.000 euros. Por primera vez, todo grafiti irá asociado, al margen de la propia sanción, a las exigencias de la reparación de los daños. Sanciones que pueden ser de carácter “leve”, por ser pintadas en el mobiliario urbano, muertes, pilares o puertas, que conllevarán una multa de 600 euros.

Si hay una reincidencia, la normativa autonómica estipula unas cuantías de 600 a 6.000 euros para las pintadas vandálicas. El Ayuntamiento de Madrid penará estas infracciones repetitivas con un importe de salida de los 4.000 hasta los 6.000 euros.

El delegado de Medio Ambiente y Movilidad, Borja Carabante apuntaba que la política de la “Tolerancia cero” se pondrá en marcha de manera implacable.

El abandono de residuos derivado del botellón, podría dar pie a multas que pasarán de los 600 euros actuales a los 2.000. Hasta el momento se asemejaba tirar un residuo menor a la vía pública con dejar grandes basuras como son las que desencadenan eventos como el mencionado.

Es decir, la conducta de tirar un papel a la vía pública era la misma que dejar en el suelo distintas botellas o vasos. Un aspecto que queda ahora corregido con una norma en concreto.

Carabante también apuntaba que “Los presupuesto están en alza” y por supuesto que el Ayuntamiento ha realizado un “importante esfuerzo presupuestario” para ejecutar los renovados contratos de limpieza por más de 700 millones de euros anuales, y su financiación por parte de los ciudadanos. De ahí que se haya optado por elevar el régimen sancionador para prácticas incívicas y vandálicas.

NUEVAS MEDIDAS REGULADAS

Habrá 14 horas para depositar el vidrio, la nueva ordenanza trae novedades en cuanto a la separación, depósito y recogida de residuos. Se pone en vigor la regulación de un horario para deshacerse de los residuos de vidrio en los contenedores instalados en los espacios públicos para tal efecto.

Esto quiere decir que se podrá arrojar vidrio en el recipiente verde durante 14 horas del día, entre las 8:00 de la mañana y las 22:00 horas, quedando prohibido en las horas nocturnas posteriores. Una medida dirigida especialmente para los hosteleros con el fin de evitar la contaminación acústica.

Por primera vez, se obliga a los establecimientos que cuenten con el servicio comercial de recogida “puerta a puerta”, y a no depositar los residuos de estas características en los contenedores instalados en la calle que están destinados a los vecinos.

Para esta recogida selectiva “puerta a puerta”, los comercios no podrán depositar los residuos en los recipientes destinados a esta recogida antes de una hora del paso del vehículo que la realice. El incumplimiento de estas obligaciones estará castigado como infracción leve, con una sanción de hasta 750 euros.

Además, se prohibe expresamente la colocación de publicidad en marquesinas de autobús, portales y cualquier otro espacio no habilitado para ello.

Del mismo modo, dejar “flyers” abandonados en la vía pública también será una actuación a perseguir. El incumplimiento de esta nueva norma supondrá una infracción de grado leve, lo que acarreará una multa económica de 750 euros.

La nueva ordenanza del gobierno será el motivo por el cual se propicie una eliminación definitiva de los grafitis de la famosa Cuesta de Moyano y se pueda disfrutar de la belleza de esta zona tan idílica de la capital.