Quantcast
domingo, 2 octubre 2022 21:30

José Luis Martínez-Almeida imita a Irene Montero y se va de “vacaciones” a Nueva York

Si bien el viaje de la ministra de Igualdad, Irene Montero, a Nueva York, se convertía en el centro de todas las miradas en el ámbito político, ahora será José Luis Martínez-Almeida el que se coloque en el centro del huracán. Y es que el edil madrileño viajaba este martes a la ciudad norteamericana para “fomentar la relación” entre ambas ciudades.

El pasado 29 de junio, la ministra de Igualdad, Irene Montero, viajaba de forma oficial a Estados Unidos para “promocionar”, entre otros temas de temática social, la nueva ley del aborto. Un viaje de tres días, con uso del Falcon incluido, en el que la ministra viajó acompañada de tres de sus personas más cercanas del Ministerio. Así pues, la podemita viajaba al país norteamericano junto a Ángela Rodríguez, secretaria de Estado de Igualdad; Lidia Rubio, directora del Gabinete de la Ministra, e Isabel Serra, asesora de dicho Gabinete.

Una “excursión” de las moradas que pronto se convertía en polémica. Y es que, tal y como salía a la luz, y tal como criticaban los partidos de la oposición, Irene Montero no dudaba en gastar casi 9.000 euros de las arcas públicas para este viaje, de contenido casi injustificable, a Estados Unidos. Dinero en el que no se veía contemplado el gasto del Falcon, uno de los mayores recursos de los representantes del Estado, que estuvo al servicio de la ministra y sus acompañantes durante este viaje.

Viaje al “corazón” de Estados Unidos que esta semana “imitará” el alcalde de la ciudad de Madrid, José Luis Martínez-Almeida. Visita a la ciudad norteamericana que servirá, según el Ayuntamiento madrileño, para “estrechar lazos de colaboración” entre ambas ciudades.

ALMUERZOS, TURISMO Y CULTURA EN NUEVA YORK

Así pues, José Luis Martínez-Almeida aprovechará estos tres días en Nueva York, no sólo para honrar el 40º aniversario de “hermandad” entre ambas ciudades, sino también para buscar nuevas oportunidades de crecimiento económico de la capital española.

Un plan para el que el edil popular se ha reunido, durante las primeras horas de su viaje, con el alcalde de Nueva York, Enric Adams, con el que busca debatir sobre posibles inversiones económicas, así como políticas de sostenibilidad ambiental o acogida de exiliados.

En el mismo ámbito, Almeida se reunirá el jueves con la Cámara de Comercio española en Nueva York, y con el principal consorcio de turismo de lujo a nivel mundial, Virtuoso. Reuniones tras las que Almeida gozará de un almuerzo con empresarios e inversores.

Línea que entremezcla la economía con el turismo y el ocio que continuará en el Carnegie Hall, donde tendrá lugar un concierto con cena de gala del Teatro Real al que también acudirá Su Majestad la Reina Doña Sofía.

MADRID, LA “PEQUEÑA NUEVA YORK” DE ALMEIDA

Sin embargo, no serán estos encuentros “económicos” los únicos que mantenga José Luis Martínez-Almeida durante su visita a Nueva York. Y es que el edil popular también parece encontrar “huecos” en su agenda para proyectos más sociales para posicionar a Madrid en el corazón de Nueva York. Y, en concreto, para hacer que cada vez más la capital española se parezca a la famosa ciudad norteamericana.

Así pues, el alcalde madrileño se reunirá durante su viaje con los responsables de la Maratón de Nueva York en Central Park. Una ocasión que podría ser utilizada por José Luis Martínez-Almeida para ensalzar la “versión madrileña” de esta famosa carrera, la San Silvestre vallecana.

Un plan más “turístico” del alcalde popular en el que también podría tener cabida la planificación del alumbrado navideño de la capital española. Algo que podría hacer que Almeida “cogiese ventaja” en esta cuestión al alcalde de Vigo, Abel Caballero, que sigue desafiando a la decoración navideña de Madrid año tras año.

Sin duda, un viaje de lo más variado y aparentemente fructífero de Almeida en Nueva York que promete inversiones para Madrid tras la pandemia del Covid-19. Eso sí, previo pago de todos los madrileños del viaje de Almeida al corazón de la Gran Manzana.