Quantcast
domingo, 14 agosto 2022 10:16

Las marquesinas de autobús, el nuevo “ahorro energético” de la Comunidad de Madrid

Recorrer Madrid en pleno verano se convierte en misión imposible para muchos. La búsqueda de sombras en las que cobijarse bajo las marquesinas de las altas temperaturas son la nueva “casa” que muchos madrileños buscan al pasear por las calles de la ciudad. Pero a la hora de esperar la llegada de los autobuses, encontrar las mencionadas sombras no es tarea fácil.

Esto se debe al estado de una gran parte de las marquesinas de la Comunidad de Madrid. Un aspecto que durante años ha provocado las quejas de los vecinos, quienes consideran insuficientes las presentes paradas de los autobuses. Y es que, el diseño de las marquesinas actuales parece no contemplar situaciones de extremo frío o calor.

Así ocurre con aquellas paradas de autobús en las que ni si quiera existe una marquesina como tal, sino que un simple poste sirve como punto de referencia para viajeros y autobuseros. “El diseño de las marquesinas del autobús es una porquería total”, expresaba en Twitter un vecino de la localidad madrileña de Alcorcón.

Al parecer, los vecinos de la zona achacan el problema de las marquesinas a que ninguna autoridad se ha detenido a vivir en primera persona esperar a un autobús en una de estas “infernales” marquesinas. Y es que, con la llegada de la pasada ola de calor en Madrid, las paradas del transporte público de la Comunidad de Madrid llegaban a superar los 40 grados centígrados.

9.000 MARQUESINAS Y POSTES DE AUTOBUSES

Temperaturas que en su interior hacen que los viajeros no puedan ni hacer uso de los asientos que hay en su interior, ya que el material del que están hechos tiende a calentarse con rapidez. Por su parte, la Comunidad de Madrid anunció a finales del año pasado que llevaría a cabo la renovación de más de 9.000 marquesinas y postes de autobuses.

“La Comunidad de Madrid renovará de forma integral las más de 9.000 marquesinas y postes de parada de los autobuses interurbanos del Consorcio Regional de Transportes de Madrid (CRTM, para que sean más innovadores, accesibles y sostenibles. Este proyecto, que se prolongará hasta finales del año 2030, refleja la apuesta del Gobierno regional por la digitalización y el uso de tecnologías y energías más eficientes para mejorar la calidad del servicio”, explicaban las autoridades madrileñas.

Por ello, el consejero de Transportes e Infraestructuras, David Pérez, destacó que se llevaría a cabo la renovación de estos elementos en 2022, instalando los primeros 20 mobiliarios urbanos alimentados con energía solar hasta llegar a un total de 538 unidades, 238 postes y 300 marquesinas, al final del contrato. “Estos sistemas de alta eficiencia energética aprovecharán la media de 3.000 horas de sol al año que hay en la región”.

UN GRAN AHORRO ENERGÉTICO

Todas las nuevas marquesinas y postes de parada serán de nuevo diseño y de última generación, “fabricados con materiales 100% reciclables e incorporan soluciones energéticas respetuosas con el medio ambiente”, detallan desde la Comunidad de Madrid.

David Pérez ha detallado que “hasta el momento se han instalado 86 marquesinas con mupis digitales en los municipios de Las Rozas, Majadahonda, Alcobendas, Fuenlabrada, Alcorcón, Pozuelo de Alarcón y San Sebastián de los Reyes, de los 100 previstos, y durante el próximo año se proseguirá con otras 350 marquesinas y 700 postes, correspondientes a los nuevos diseños de ambos mobiliarios urbanos”.

El objetivo es conseguir un ahorro energético cercano al 80%. Además, se añadirán otros elementos adicionales como aparcabicis, relojes, y puntos de acceso wifi a estas nuevas paradas de autobuses. De este modo, las quejas de muchos madrileños tendrán una pronta solución a lo largo de este mismo año. Aunque aún hay quienes añoran con nostalgia las antiguas marquesinas de Atocha o Delicias que poco a poco han ido desapareciendo en la capital.