Quantcast
jueves, 30 junio 2022 6:38

Las palomas se convierten en un foco de infección en la Glorieta de Cuatro Caminos

Las palomas no dejan de aumentar su población, especialmente en la zona de Cuatro Caminos, donde cada vez son más el numero de aves que habitan la zona. Estos animales han hecho de la ciudad su habitad natural, adueñándose de espacios públicos y en su mayoría transitados por la población. Estas aves se han acostumbrado y adaptado perfectamente a vivir en el entorno urbano dado que en el tienen facilidad para encontrar el alimento que necesitan para sobrevivir.

Sin embargo cada vez son más debido a que la población tiende a darles de comer. Este simple acto ha hecho que se genere una superpoblación de estos pájaros que está afectando principalmente a la zona de Tetuán. Por ello el Ayuntamiento de Madrid ha lanzado una campaña con el fin de concienciar a la población bajo el lema “Dejemos de alimentar a las palomas por su bien y por el nuestro“. Con esta campaña se pretende que la población deje de dar comida a estar aves con el fin de que dejen de expandirse.

Dar de comer a estos animales no solo hace que aumente su número en las determinadas zonas, si no que también desencadena la manifestación de otros animales tales como ratas o cucarachas. Todo ello con el consiguiente problema que conllevan los excrementos de estos puesto que son un foco de transmisión de enfermedades para las personas que transitan por las zonas donde se encuentran estos animales.

De este modo Madrid Salud recomienda limpiar y desinfectar las zonas donde se encuentran las palomas. Especialmente con agua abundante y desinfectantes. También se recomienda evitar que aniden o se posen en los balcones utilizando redes o mallas que eviten que puedan acceder.

CONTROL DE PLAGAS EN LA CIUDADES

El Ayuntamiento de Madrid tiene establecido y diseñado desde hace un tiempo su propio protocolo para actuar ante el control de plagas de animales e insectos. De este modo en los últimos años se han ido desarrollando diferentes actividades encaminadas a reducir la presencia de estas aves en las vías publicas de la ciudad.

Las actividades se han centrado especialmente en la captura de palomas y en la recolocación de éstas en palomares fuera de la Comunidad de Madrid. Por otro lado también se suele establecer especial vigilancia sanitaria mediante la realización exámenes a un determinado número de palomas capturadas previamente. Este análisis se lleva a cabo con el fin de analizar la presencia de bacterias y evitar la propagación de estas.

las palomas son un foco de transmisión de enfermedades para las personas 

Del mismo modo también se procede a llevar una gestión administrativa y un seguimiento de aquellas incidencias ambientales más remarcadas para llevar a cabo la solución de problemas relacionados con las palomas urbanas. Estos operativos se desarrollan puntualmente solo cuando es necesario debido a una excesiva presencia de aves.

Parten del objetivo de reducir puntualmente la excesiva presencia de estas aves. Ante este protocolo es de vital importancia poder contar con la colaboración ciudadana. Para ello se pretende que la gente no alimente a las palomas. Es también recomendable que no se dejen zonas encharcadas en los patios o en los jardines además de impedir que estas se posicionen en las terrazas o en los espacios. De este modo se pretende tener un municipio limpio y respetuoso con nosotros y con propio entorno.