Quantcast
martes, 7 febrero 2023 13:42

Los tribunales europeos juzgarán a Madrid por los incumplimientos en mejorar la calidad del aire

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) celebra este jueves 10 de febrero la vista por los incumplimientos de España en la calidad del aire en núcleos urbanos de Madrid, Barcelona y Baix Llobregat, tras constatar que no ha tomado las medidas urgentes que se le exigían para atajar los altos niveles de contaminación.

El procedimiento fue abierto en 2014 contra España inicialmente por los casos de Madrid, Barcelona y Baix Llobregat. La Comisión acusa a España de haber infringido la Directiva 2008/50, relativa a la calidad del aire ambiente y a una atmósfera más limpia en Europa, en la medida en que el valor límite anual de dióxido de nitrógeno NO2 ha sido superado de “forma sistemática y continuada desde 2010” en estas tres zonas urbanas.

La Comisión considera que en los planes de calidad del aire adoptados desde la entrada en vigor de la Directiva 2008/50/CE, España no ha previsto medidas adecuadas y suficientes para garantizar que el periodo de superación de dichos límites en las tres zonas afectadas fuera lo más breve posible.

El expediente abierto contra España por el incumplimiento reiterado en los límites legales de NO2 no se debe a los problemas de una única urbe, sino que es un problema más amplio en donde hay “las áreas problemáticas son principalmente tres: Madrid, Barcelona y Baix Llobregat”.

La capital podría verse así sometida a una sanción al incumplir los niveles de contaminación para dióxido de nitrógeno (NO2) desde que entraron en vigor en 2010. En el mandato anterior, la ciudad de Madrid presentó a Europa iniciativas como el protocolo de episodios de alta contaminación y el Plan A de Calidad del Aire y Cambio Climático, que incluía la puesta en marcha de la zona de bajas emisiones de Madrid Central.

En mayo de 2018 Madrid consiguió una moratoria para cumplir con los niveles de contaminación lo antes posible y, en todo caso, antes de 2020. Sin embargo, la moratoria fue retirada por la Comisión Europea el 7 de julio de 2019, cuando el nuevo Gobierno municipal planteó la suspensión de Madrid Central.

Tras la suspensión de la moratoria, la Comisión Europea pasó el incumplimiento de Madrid al Tribunal Europeo, cuya vista se celebra este jueves.

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, que presenta la estrategia Madrid 360, ha querido transmitir a Bruselas el “compromiso total” para que la ciudad cumpla con los parámetros requeridos por la Unión Europea.

POLÍTICAS “EFICACES Y EFICIENTES”

Por su parte, el delegado de Medio Ambiente y Movilidad, Borja Carabante, ha defendido este miércoles que “es un procedimiento contra el Reino de España por el incumplimiento de tres puntos”. “No solo es un procedimiento contra Madrid”, ha precisado sobre un procedimiento que la Comisión Europea solo puede dirigir contra el Estado miembro por ser su interlocutor, aún cuando las infracciones tengan que ver con autoridades regionales.

Carabante ha puesto en valor que 2021 fue el año “con el mejor registro de toda la serie histórica” en cuanto a niveles de contaminación y ha calificado de “coherentes, eficaces y eficientes” las medidas del Gobierno municipal que capitanea Martínez-Almeida “para contribuir a la mejora de la calidad del aire”.

Además, ha expresado que “prácticamente se cumplió el año pasado” la normativa europea de calidad del aire “ya que solo se incumplió por unas centésimas ese nivel máximo”. Por ello hace un “balance muy positivo”.

LA “REGRESIÓN” DE MADRID CENTRAL

No lo tienen tan claro desde Más Madrid, que insisten en que la llegada del gobierno de Almeida “supuso una regresión al eliminar Madrid Central y sustituirla por una zona que es un retroceso claro”, con más entradas de vehículos o ampliaciones de moratorias para determinadas etiquetas.

La capital supera los límites legales de contaminación por duodécimo año consecutivo, certificaba Ecologistas en Acción en el informe sobre la calidad de aire en Madrid durante 2021 a partir de las mediciones de las 24 estaciones de la red.

Se convierte de este modo en “la única ciudad española en incumplir el valor límite anual para el NO2 fijado por la UE”. En términos generales, los valores de contaminación de 2021 son “bajos, si bien algo más elevados que los registrados en 2020”. Ambos años han estado “claramente condicionados por las especiales condiciones de la pandemia, en particular la restricción de la movilidad, como ocurrió para el año de estudio de 2021 desde enero a agosto”.

En lo referido al NO2, sólo una de las 24 estaciones que miden este contaminante rebasó el valor límite anual. Fue la estación de tráfico habitualmente más conflictiva de la red, Plaza Elíptica, que registró 41 microgramos por metro cúbico, cuando la ley no permite superar los 40. El resto de las estaciones ofrecieron registros inferiores: desde los 36 g/m3 de Villaverde a los 15 g/m3 de El Pardo.

La contaminación por NO2 en Madrid en 2021 fue un 26% inferior al valor medio registrado entre 2010-2019, los años previos a la pandemia, mientras que en 2020 la reducción registrada fue mayor, del 31. No obstante, Madrid volvió a ser la única ciudad del Estado español en incumplir en 2021 el valor límite anual fijado por la UE. Además en este primer mes de enero se ha superado el valor límite anual en 20 de las 23 estaciones.