Quantcast
domingo, 25 octubre 2020 11:12

Madrid realizará 1 millón de test en una semana en las zonas restringidas

El consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, ha indicado que se realizarán 1 millón de test rápidos de antígenos en una semana a todos los vecinos en las 37 zonas básicas de salud en las que se ha restringido la movilidad, y que se evaluará la situación en 14 días.

En la rueda de prensa para anunciar las nuevas restricciones, ofrecida por la presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso, el vicepresidente, Ignacio Aguado, y el consejero de Sanidad, este ha explicado que la situación epidemiológica en determinados núcleos geográficos de la Comunidad de Madrid requiere medidas “más estrictas”.

Los criterios que se han valorado para establecer las zonas han sido la incidencia acumulada en los últimos 14 días superior a 1.000 casos por 100.000 habitantes, la acumulada en los últimos 14 días con una tendencia estable o creciente y la contigüidad geográfica que facilite el control perimetral de la movilidad.

“La población de estas zonas alcanza 850.000 personas, lo que representa un 13 por ciento de la población madrileña, si bien concentran el 25 por ciento de los casos detectados en la última semana”, ha indicado Escudero.

“Uno de cada cuatro contagios se producen en estas zonas”, ha señalado el consejero de Sanidad, quien ha recordado que ya actuaron en estas zonas con las PCR aleatorias, pero que la evolución del virus “no ha sido la deseada”, lo que les obliga a volver a actuar sobre las mismas zonas y algunas nuevas para “poner trabas al virus”.

Escudero ha destacado que el objetivo de las medidas es “frenar la expansión” del coronavirus y “proteger a la población”, para indicar que estas “afectan a los desplazamientos personales” y “al desarrollo de distintas actividades que puedan favorecer la propagación del Covid-19”.

“Es decir, las medidas adoptadas pretenden rebajar el riesgo de la transmisión del virus mediante la disminución de contactos que tiene cada persona, y los esfuerzos también se centran en reducir la movilidad, que sabemos que consigue hacer que la enfermedad se propague a otras zonas”, ha explicado.

El consejero de Sanidad ha recalcado que “la decisión no ha sido fácil de tomar, pero era necesaria ante el aumento de casos”, para asegurar que tienen monitorizada cada zona básica de salud, cada centro de salud, cada hospital, lo que les permite contar con “información al momento muy detallada y muy precisa para la toma de estas decisiones”.

“Para el cumplimiento de estas normas es necesaria la colaboración de Ayuntamientos y Policías Locales; deben ayudarnos a asegurar que se cumplan los aislamientos y las cuarentenas, que es uno de los grandes problemas que estamos detectando”, ha manifestado Escudero.

“Asimismo, es importante que quede claro que estas medidas no tendrán efecto si no existe esa responsabilidad de cada ciudadano, tanto en las zonas afectadas por la orden como en el resto de la Comunidad”, ha advertido Escudero, quien ha agregado que “todas estas medidas, si se cumplen”, permitiran “no tomar medidas más drásticas”.

A continuación, ha pasado a detallar las medidas de aplicación “a las personas que se encuentren o circulen, así como aquellas que sean titulares de cualquier actividad económica, empresarial o establecimiento de uso público o abierto al público ubicados en los núcleos de población afectados”.

En primer lugar, “se restringe la entrada y salida de personas de estas zonas, salvo para aquellos desplazamientos adecuadamente justificados”, por motivos laborales, médicos, accesos a centros educativos, regresar a la zona residencial; asistencia a personas mayores, menores o dependientes; acceso a entidades bancarias o de seguros, legales o administrativas; acudir a exámenes o cualquier otra necesidad prioritaria, urgente o de fuerza mayor.

La circulación por carretera que transcurra o atraviese estas zonas está permitida “en el caso de que tenga origen y destino fuera”, y también se permite la circulación por la vía pública de los residentes dentro de ese perímetro, respetando las medidas de protección.

SE DESACONSEJAN LAS ACTIVIDADES NO IMPRESCINDIBLES

“Si bien, esto es una recomendación, se desaconseja a la población los desplazamientos y la realización de actividades no imprescindibles”, ha añadido Escudero.

Respecto a los lugares de culto, el aforo se reduce a un tercio. En los velatorios podrán estar un máximo de 15 personas en espacios al aire libre y 10 personas en el caso de ser lugares cerrados, y la participación en la comitiva para el enterramiento o velatorio a 15.

Sobre los aforos en el comercio, se baja al 50 y su cierre será a las 22.00 horas, a excepción de las farmacias, centros médicos, veterinarios, de combustible y otros considerados esenciales.

Por su parte, en la hostelería se elimina el consumo en barra y se limita el aforo a un 50 por ciento. De igual modo, sólo podrá haber 6 comensales en cada mesa, en lugar de 10 personas como hasta ahora, y tendrán que cerrar a las 22.00, a excepción de servicios de entrega de comida a domicilio. Los locales de juego y apuestas también reducen su aforo al 50 por ciento y su cierre será también a las 22 horas.

En lo que se refiere a los centros de enseñanza no reglados, como academias o autoescuelas, el aforo también se reduce al 50 por ciento y la actividad presencial se limita a grupos de 6 personas máximo y con las oportunas medidas de distancia de seguridad.

Asimismo, podrán utilizarse las instalaciones deportivas, tanto al aire libre como en interior, siempre que no se supere el 50 por ciento del aforo y en grupos de máximo 6 personas.

Con carácter general, todas aquellas actividades para las que se establecen medidas preventivas en cuanto a limitación de aforo se reduce su porcentaje de aforo al 50 por ciento, como cines, teatros, auditorios, salas de conciertos, museos y bibliotecas.

Asimismo, se cierran al uso público parques y jardines y parques infantiles.

REUNIONES SOCIALES DE 6 PERSONAS EN TODA LA COMUNIDAD

Por otro lado, el Gobierno regional también va a modificar nuevamente la Orden 668/2020, de 19 de junio, de la Consejería de Sanidad, para limitar las reuniones sociales en espacios públicos y privados a un máximo de seis personas (hasta el momento estaba permitido hasta un total de 10). Se trata de una medida de aplicación en todo el territorio de la Comunidad de Madrid.

Escudero ha recordado que se trata de “medidas excepcionales” que tienen una vigencia inicial de 14 días y que se podrán prorrogar si así lo requiere la situación epidemiológica, y precisado que entrarán en vigor a las 00.00 horas del 21 de septiembre.