Quantcast
lunes, 6 febrero 2023 10:58

‘No esperaba que mi obra tuviera la repercusión que ha tenido por parte de lectores’. Fátima Rojano León, sorprendida por el éxito de su nueva publicación

De acuerdo con los expertos del sector literario, la poesía es uno de los géneros más difíciles que existen, motivo por el que es necesario contar con la dosis de creatividad y emotividad justa para transmitir un mensaje en este formato.

Una de las obras del género que más expectativas ha generado en el último tiempo es el poemario Desplegar las alas y volar de nuevo, escrito por la española Fátima Rojano León. En la siguiente entrevista, la autora revela algunos detalles acerca de la creación del libro, así como otros aspectos relacionados con su carrera literaria y sus proyectos a futuro. 

¿Cómo ha sido la acogida de tu último poemario, Desplegar las alas y volar de nuevo, por parte de los lectores?

“Para ser sincera, al principio tuve miedo de no llegar a complacer a los lectores, pero la respuesta de algunos de ellos me ha sobrecogido favorablemente. Estoy encantada a la vez que sorprendida, dado que no esperaba que mi obra tuviera la repercusión que ha tenido por parte de lectores, tanto nacionales como extranjeros”.

¿A qué atribuyes el éxito de tus obras?

“Es muy arriesgado dar una respuesta concreta cuando existe una generalizada variedad de gustos y opiniones. No obstante, basándome en comentarios expresados por algunos de los lectores, diré que mis novelas narrativas son ágiles y fluidas de leer, muy ricas en detalles escénicos, de fácil comprensión, y accesibilidad empática con los personajes.

En mi modesta opinión, es indiscutible que cada escritor tiene su propio estilo personal que se concibe único al transmitir sus ideas o sentimientos mediante la escritura. En una ocasión doña Paquita, profesora jubilada a la que tengo un especial afecto, tras leer mi segundo libro, Las increíbles aventuras de Evelyn, señaló entre otras connotaciones…, «considérame tu fan número uno, me encanta tu peculiar forma de expresar porque tiendes a escribir en verso». Aquellas palabras fueron gratificantes, quedando grabadas en mi cabeza. Una mujer dedicada a la enseñanza y con una extensa trayectoria tras sus espaldas, había valorado positivamente mi obra, encontrando un punto de conexión que nos unía a ambas, sus comentarios me animaron a continuar escribiendo y desde entonces no he dejado de hacerlo”.

¿Qué importancia tiene tu historia familiar en la creación de tus obras?

“El deseo de mi progenitor porque escribiera sobre la historia familiar, y su infortunado fallecimiento tuvo una especial relevancia a la hora de tomar la decisión de iniciarme en la escritura y su consecutiva publicación. Si Rafael Rojano Pérez-Gironés (mi padre) no me hubiese instado hacerlo, y yo no me hubiera entusiasmado escribiendo mi primer libro El Alabardero y El Baluarte, tal vez no habrían prosperado las consecuentes obras. Por lo que considero que de algún modo mi afición se la debo en buena parte a que me propusiera tan ardua tarea. Asimismo, la interesante trayectoria de mi bisabuelo D. Juan Pérez y Pérez-Gironés, me atrajo desde el primer momento que tuve conocimiento de su existencia y aún continúa cautivándome. Pues aún no dejo de sorprenderme al descubrir novedosas noticias que me van llegando como cuentagotas, y hace avivar mi gran curiosidad al reencontrarme subjetivamente con etapas de su vida y obras.

Hace relativamente muy poco tuve conocimiento de que existen estudios que acreditan que la creatividad se hereda, están en nuestros genes. Científicos, que han llegado a la conclusión de que las personas creativas tienen un específico gen que se transmite de padres a hijos. Independientemente del tipo de arte que sea, este se encuentra ligado de generación en generación. Claro que también influye el estímulo recibido”.

Habla un poco del personaje, Don Juan Pérez y Pérez-Gironés, y qué relación existió con el mundo literario.

“Intentaré resumir la extensa vida de mi bisabuelo Juan, dado que su existencia siempre se mantuvo muy vinculada al mundo literario.

Siendo muy joven su progenitor le cedió los derechos de dirección de la popular prensa literaria sevillana El Alabardero. Un afamado rotativo ligado a la literatura, un trampolín para muchos jóvenes. Ingeniosos estudiantes de la facultad de filología que tuvieron la oportunidad de publicar sus primeros trabajos literarios. Artículos repletos de poesías, breves relatos y manifestaciones de valientes campañas que incomodaban a los gobernantes, motivo por el que fue cerrado en numerosas ocasiones. En 1885, su interrupción se hizo inminente, pero esta vez impulsado por las autoridades competentes de la época, que originó el cierre definitivo del rotativo. Unos meses más tarde, Juan en honor a su padre funda El Baluarte, un periódico identificado como Diario Político Mercantil y Social, continuando con la sucesiva numeración con la que había cerrado El Alabardero en su último día.

Durante años estuvo de reportero en su propia empresa y en otros periódicos y revistas, teniendo de compañeros a célebres literatos con los que se codeaba. También ejerció de corresponsal de la prensa parisina y latinoamericana. Colaboró en El País, Madrid. Fue propietario de La Imprenta y Editorial Gironés y Orduña, de la cual salieron importantes obras que hoy en día son catalogados tesoros únicos. Al igual que muchos otros reporteros escribió y publicó, entre sus obras rezan ‘La Ganzúa literaria y la Sociedad de Autores: estudio crítico de los procedimientos administrativos de dicha sociedad en relación con la Ley de Propiedad Intelectual.’ Otra obra de la que fue autor, es la titulada ‘La Modelo’, escrita en un acto y cuatro cuadros, el contenido del libreto, y la letra musical también fue introducida por él, para el género teatral la Zarzuela; estrenada el 13 de enero de 1903 en el famoso Teatro Cervantes de Sevilla. Por otra parte, y después de contrastar la noticia puedo documentar que Don Juan Pérez y Pérez-Gironés fue nombrado miembro honorífico, siendo el único socio fundador del Ateneo y Sociedad de Excursiones, hoy en día conocida por El Ateneo de Sevilla; sociedad fundada por Manuel Sales y Ferré en 1887.

¡Creo que es obvio de donde me viene mi afición por la escritura, la atracción que tiene su historia en mi familia y como ha influido en mí personalmente!”.

¿Cuál ha sido el mayor obstáculo a lo largo de tu carrera como escritora?

“He de confesar que realmente el mayor obstáculo de mi carrera soy yo misma. Arrastro un gran problema, aquellos que lo padecen me van a comprender perfectamente lo que quiero decir. Padezco de glosofobia (miedo a hablar en público), eso me limita mucho a la hora de efectuar presentaciones y promocionar mis libros. En tres ocasiones, he sido invitada a diferentes programas de radio para ser entrevistada, pero lamentablemente no estaba preparada para llevar a cabo tales pretensiones, y me vi obligada a desistir en tan apetecibles propuestas”.

¿A quién consideras como tu/s referente/s literario/s?

“Hasta ahora no contemplo a nadie en concreto como referente literario, aunque es cierto que una ingeniosa frase puede hacerme reflexionar sobre el tema y enriquecer una idea. Incluso me atrevería a decir, que es más factible sentirme atraída por un argumento de una película para captar un determinado pensamiento y desarrollarlo. Lo cual me lleva a responder, que en mi caso en particular es más influyente el arte cinematográfico. Este comentario no es a fin de menospreciar a ningún célebre autor, ni tampoco lo digo por vanidad, nada más lejos. No quiero que se malinterpreten mis palabras, es tan solo que busco mi propia identidad a la hora de expresar mis propios sentimientos u opiniones. No me gusta que se me relacione con tal o cual escritor como una réplica que necesita referentes literarios para reproducir cualidades, estilos, ideas o sentimientos de otros autores”. 

¿Tienes algún proyecto en mente en este momento?

“Poseo una mente inquieta, lo que me lleva a estructurar muchas aspiraciones a las que dar forma y modelar. Sin embargo, existen dos proyectos a corto plazo, un libro infantil al que le falta incorporar las ilustraciones de animación, trabajos que deberán realizarse en la editorial. Mi otro propósito de trabajo inmediato en mi lista de preferentes, se encuentra en la segunda parte de la saga de Evelyn, novela que progresa adecuadamente y espero acabarla pronto”.

Con su poemario Desplegar las alas y volar de nuevo, una de sus últimas obras publicadas, la española Fátima Rojano León espera transmitir una dosis importante de emotividad. El texto fue incorporado a la Colección de Versos y Color del Grupo Editorial Caudal y recibió la asesoría del equipo profesional de Editorial Adarve durante el proceso de edición.   

'No esperaba que mi obra tuviera la repercusión que ha tenido por parte de lectores'. Fátima Rojano León, sorprendida por el éxito de su nueva publicación No esperaba que mi obra tuviera la repercusion que ha