Quantcast
jueves, 2 febrero 2023 12:42

Una locomotora militar norteamericana preservada por la entidad Fundación del Patrimonio Ferroviario

Ha sido recientemente adquirida, con vistas a su restauración operativa y a su puesta en valor cultural, la locomotora diésel, de cuatro ejes, construida por Baldwin Lima Hamilton, de Philadelphia (U.S.A.), en el año 1954, bajo el número de fábrica 61268. Esta operación se inscribe en la línea seguida por la Fundación del Patrimonio Ferroviario a propósito del rescate de aquellos vehículos ferroviarios especialmente singulares de la trayectoria histórica española.

Las locomotoras RS4TC, popularmente conocidas como Whithcomb, fueron máquinas profusamente construidas en EE.UU., bajo diferentes variantes, con destino al Ejército norteamericano tras la II Guerra Mundial. Más allá de los numerosos servicios prestados en su país de origen, varias de ellas fueron trasladadas a otros países del mundo para emplearse en el arrastre y removido de material ferroviario vinculado a instalaciones militares estadounidenses.

En este caso, la que vino a España fue solo una: la número 4038. Esta estuvo durante mucho tiempo prestando servicio en las bases militares de utilización conjunta de Morón de la Frontera (Sevilla) y Rota (Cádiz), si bien a lo largo de los años efectuó diversos desplazamientos por varias zonas de la red ferroviaria española.

Estas locomotoras, que prestaron prolongados servicios en varios países europeos, como Alemania, Francia, etc., fueron progresivamente retornadas a Estados Unidos a finales de la década de 1970.

La máquina que ocupa en este caso, sin embargo, debido a su especial ancho de vía, permaneció en España y no fue repatriada. Al igual que en su país de origen, donde sus Fuerzas Armadas procedieron a venderlas a empresas diversas, la 4038 sería también vendida y pasaría a manos particulares años después de ser retirada del servicio.

Durante los últimos tiempos ha permanecido expuesta en una instalación particular. Sin embargo, tras el éxito de las conversaciones mantenidas para su definitiva preservación cultural, se logró cerrar recientemente el acuerdo que permitirá ahora restaurar y devolver a su plena operatividad funcional esta singular pieza del patrimonio ferroviario histórico español.

Como tras su adquisición, lo que procedía era retirarla de la ubicación en que se encontraba, se organizó la correspondiente operación logística para su traslado a talleres. Para ello fue necesario, como en todos estos casos, un gran despliegue de medios técnicos destinados a su carga y transporte. Dicha operación se desarrolló de forma totalmente satisfactoria y sin la más mínima incidencia. Los trabajos en talleres se iniciarán de inmediato.

Una locomotora militar norteamericana preservada por la entidad Fundación del Patrimonio Ferroviario Una locomotora militar norteamericana preservada por la entidad Fundacion del