Quantcast
jueves, 8 diciembre 2022 10:52

La nueva estación de metro del Bernabéu que será tres veces más grande, con la apropiación de terreno público

La remodelación del céntrico estadio del equipo blanco, el Real Madrid, lleva en obras desde que comenzó la pandemia por la COVID-19, algo que ha traído de cabeza a los vecinos de la zona y que, sigue añadiendo planes para modificar la zona y hacerla más comercial y accesible. Las obras avanzan notablemente y especialmente de la manera más importante que permite poder liberar la mayor cantidad de áreas próximas a los accesos del estadio.

Una de las actuaciones que se han podido observar, ha sido la traslación de la cercha de la cubierta retráctil; los soportes provisionales que hay en paseo de la Castellana. De esta manera se podrán disponer sobre la estructura de montaje los dos tramos de la cercha retráctil número dos que descansaban frente a la fachada del Lateral Oeste, y que ocupaban una superficie bastante amplia en una de las zonas más transitadas los días de partido.

La otra gran actuación que se ha llevado a cabo durante la tarde del jueves y la mañana del viernes, de la semana pasada se ha producido en el Lateral Este. Así pues se han comenzado a instalar las primeras guías verticales que cubren la fachada del nuevo edificio de Padre Damián. Además se puede observar como ya se han terminado los trabajos para cerrar la viga corona. A finales de la semana pasada, a primera hora, se izaba el último tramo del cordón superior de la viga corona, finalizando así uno de los elementos estructurales más importantes del estadio en la fachada del Lateral Este.

IMPONENTES CAMBIOS

Actualmente en tres de las cuatro esquinas del estadio, se mantiene a marchas forzadas la instalación de las lamas de la piel envolvente que durante los últimos días se han estado almacenando a los pies del estadio. Sin que quepa lugar a dudas los aficionados madridistas que acudan el próximo domingo, 30, al estadio van a notar cambios notables en lo que respecta a la fachada del Santiago Bernabéu.

ESTACIÓN ADAPTADA AL EQUIPO

El renovado Bernabéu dispondrá también de una nueva estación de Metro. Según ha confirmado, la Consejería de Transportes tiene entre sus proyectos inminentes una profunda renovación y ampliación de la estación que lleva el nombre del que fuera presidente blanco. La actual, está notablemente anticuada, se transformará en un punto más moderno, más funcional y con un diseño en el que no faltarán las referencias al club de las 14 Copas de Europa, con decoración madridista (Desde las imágenes de jugadores, a trofeos en pantallas gigantes).

La presidenta de la Comunidad, Isabel Díaz Ayuso, planteaba anunciar esta remodelación en la visita que tenía prevista a las obras del estadio madridista el pasado día 10 de octubre. Dicho acto finalmente quedó pospuesto para mediados de noviembre, cuando la líder regional irá a comprobar de la mano de Florentino Pérez, el presidente del club blanco, la renovación del campo de fútbol de la Castellana, en plena transformación desde hace ya dos años.

ASÍ SERÁ LA ESTACIÓN

Decorada en mármol, con dos vestíbulos y cuatro salidas, precisamente en la que está situada en el Paseo de la Castellana, junto al estadio, hay referencias al Mundial 82 en forma de placas y banderas de las selecciones que jugaron el torneo. Esa boca será clausurada con la reforma, apareciendo unos metros más abajo, en la misma acera, junto a la gran plaza que envolverá a la fachada principal del nuevo Bernabéu.

La Consejería de Transportes que dirige David Pérez planea levantar una estación de última generación, más eficaz y segura para los grandes picos de uso que tiene en las tardes de partido, las cuales ascienden hasta el 1.500% de viajeros, respecto a jornadas sin fútbol. Concretamente para el Real Madrid es una buena noticia, porque mejorará el servicio de Metro a sus seguidores y aumenta la calidad del transporte público que llega al Bernabéu.

MADRILEÑOS ALZAN LA VOZ

Los ciudadanos de la capital llevan años pidiendo estos cambios, ya que el colapso del centro de la capital en los momentos de partido son exasperantes para mucho, algo que dificulta a la población continuar con sus quehaceres, por ello, la estación de metro que acompañará al nuevo Bernabéu, promete ser la solución.

La apropiación de terreno público ha sido clave para la realización de las obras, algo que se ha materializado de sobremanera “invadiendo” las calles de los alrededores, trayendo de cabeza a los vecinos. Tanto por su asentamiento en los alrededores, como por las horas eternas de ruido a las que los habitantes de la zona se exponen.