Quantcast
domingo, 29 enero 2023 22:40

Ayuntamiento destaca aumento de controles acústicos y denuncias por suciedad

El Cuerpo de la Policía Municipal de Madrid incrementó en 2021 los controles acústicos en la ciudad y las denuncias por la Ordenanza de Limpieza y por ingerir alcohol en la vía pública, además del aumento las inspecciones a locales de ocio y de la lucha contra la venta ambulante ilegal, el llamado ‘top manta’ que, según el Ayuntamiento, “prácticamente se ha erradicado”.

Así lo ha indicado el Consistorio durante la Junta de Seguridad Local celebrada esta mañana, en la que el alcalde, José Luis Martínez-Almeida, ha destacado la labor de la Policía Municipal el año pasado para hacer cumplir las principales ordenanzas referentes a la convivencia en la ciudad, elevando las denuncias administrativas un 62,7% respecto a 2019, con un total de 169.484 infracciones tramitadas por los agentes municipales.

“Se ha constatado nuevamente que Madrid es una ciudad segura porque hemos ido desgranando que todos los datos en el segundo semestre haciendo una comparación con 2019, sin perjuicio de cuestiones sucedidas lo largo de últimas semanas para garantizar convivencia de Madrid”, ha indicado Almeida.

En materia de seguridad ciudadana, en 2021 la Policía Municipal realizó 16.705 intervenciones, de las que 2.758 fueron agresiones o reyertas, con un total de 1.695 colaboraciones con Policía Nacional. Asimismo, resultaron detenidas e investigadas un total de 8.199 personas.

Otra de las prioridades de la Policía Municipal el año pasado fue la seguridad ciudadana de los madrileños, incrementando su labor preventiva y la colaboración con la Policía Nacional en este sentido.

El alcalde ha subrayado que, aunque aún no se ha recuperado totalmente la normalidad, los datos policiales de 2021 se van acercando a los años previos a la pandemia tras un 2020 totalmente marcado por la Covid-19 y en el que los agentes se volcaron en hacer cumplir la normativa sanitaria.

La reunión, celebrada en la plaza de la Villa y copresidida por la delegada del Gobierno en Madrid, ha contado con la participación de la delegada de Seguridad y Emergencias y portavoz municipal, Inmaculada Sanz, así como de los principales mandos y representantes en materia de seguridad y emergencias en la ciudad de Madrid.

Asimismo, han participado la vicealcaldesa de Madrid, Begoña Villacís, en representación del Grupo Municipal Ciudadanos, junto a los demás portavoces de los grupos municipales: Más Madrid (Rita Maestre), PSOE (Mar Espinar), Vox (Javier Ortega Smith) y Grupo Mixto (Marta Higueras).

INSPECCIONES EN LOCALES, RUIDOS Y LIMPIEZA

Junto al incremento de las infracciones administrativas, en 2021 también se elevaron las inspecciones en los locales de ocio en virtud de la Ley de Espectáculos Públicos y Actividades Recreativas (LEPAR), con un total de 20.128 actuaciones, un 4,4 % más que en 2019.

Asimismo, la Policía Municipal aumentó los controles por contaminación acústica en 2021, superando las 12.000 mediciones positivas por ruido, un incremento de casi un 141 % respecto a las llevadas a cabo en 2019. El año pasado, además, los agentes municipales impusieron más de 8.500 denuncias en relación a la Ordenanza de Limpieza en espacios públicos y gestión de residuos, un incremento del 54,8 % respecto al año previo al Covid.

TOP MANTA, BOTELLONES Y SINIESTRALIDAD VIAL

El alcalde ha destacado que la venta ambulante ilegal en vía pública (top manta) se ha erradicado prácticamente en la ciudad de Madrid tras el Plan de Acción Preferente y su Instrucción puestos en marcha en el segundo semestre de 2019 por la Policía Municipal, cuyo objetivo es luchar contra las mafias que se lucran con esta venta ilegal, suministrando material y productos falsificados a los llamados manteros, a los que explotan.

Así, en 2021 las denuncias se redujeron hasta las 2.800, menos de un tercio de las registradas en 2019. El pasado día 9, por ejemplo, la UID de Centro Sur llevó a cabo inspecciones en dos locales de Lavapiés, interviniendo un total de 180 productos requisados por posible delito de propiedad industrial.

Asimismo, en 2021 la Policía Municipal interpuso un total de 47.372 multas por consumo de alcohol en vía pública (botellón), cerca de 3.000 más que hace dos años, cuando se pusieron 44.745 sanciones. Durante el año pasado, el Cuerpo desplegó dispositivos específicos durante gran parte de los fines de semana para combatir esta práctica.

En cuanto a la siniestralidad vial, el año pasado bajó en la ciudad un 16,5% respecto a 2019, con un total de 19.985 siniestros viales y 24 fallecidos frente a los 33 de hace dos años (un 27,2 % menos), así como con 10.149 heridos en las vías públicas de la ciudad frente a los 13.396 en 2019 (24 % menos). Los atestados por delitos contra la seguridad vial aumentaron un 2,2 % en 2021 (un total de 3.344).

Además, se están recuperando los controles policiales con pruebas de alcoholemia y drogas, que durante el año pasado se elevaron a casi 73.000 pruebas de alcohol y 1.157 de detección de drogas. En este sentido, se está trabajando con el nuevo Plan de Seguridad Vial 2021-2030 aprobado el pasado mes de noviembre que incluye actuaciones que buscan mejorar la seguridad vial en los entornos donde se detecte una mayor frecuencia de accidentes.

En 2021, por otro lado, las oficinas de atención al ciudadano (OAC) de las UID del Cuerpo incrementaron sus actuaciones para el seguimiento y control de las diversas problemáticas que afectan a los ciudadanos, mejorando la convivencia en la ciudad, con un total de 5.463 expedientes al respecto (1,5% más que en 2019).

NECESIDAD DE AUMENTAR EL NÚMERO DE AGENTES Y PRIORIDADES DEL ÁREA

Durante la reunión, el alcalde ha vuelto a solicitar a la delegada del Gobierno la retirada por parte del Gobierno de España de la tasa de reposición con el objetivo de que la Policía Municipal pueda alcanzar de nuevo los 7.000 agentes municipales necesarios en la ciudad, tal y como se acordó por parte de todos los grupos municipales en los Acuerdos de la Villa.

En este sentido, Almeida ha remarcado que el equipo de Gobierno mantiene “su esfuerzo y compromiso para incrementar y mejorar la plantilla de la Policía Municipal, convocando todas las ofertas públicas de empleo posibles y agilizándolas al máximo, lo que permitirá la incorporación de unos 1.000 nuevos agentes municipales a lo largo del presente mandato”.

La delegada del Gobierno en Madrid, Mercedes González, ha indicado que “en su carácter batallador” sigue trabajando para que se suban los ratios y el Ejecutivo central pueda dar luz verde a aumentar estas contrataciones. De hecho, cuando fue concejala en el Ayuentamiento González votó a favor de esta cuestión.

Durante el encuentro, el Ayuntamiento ha trasladado también sus prioridades en esta materia: seguir mejorando las infraestructuras del Cuerpo con la renovación de las instalaciones policiales; con la mejora de las dotaciones y equipamiento de los agentes; con la ampliación de la implantación de la videovigilancia en barrios y zonas que lo demandan (como se hará en los próximos meses en la colonia Marconi y el barrio de Chueca, además de renovar los sistemas en Lavapiés y el entorno de Ballesta), y con el mantenimiento e incremento de la visibilidad de la Policía Municipal en las calles de la capital en labores de patrullaje.