Quantcast
sábado, 2 julio 2022 10:46

La Comunidad logra un superávit de 943 millones hasta noviembre pese al gasto de 858 millones asociado al Covid

La Comunidad de Madrid registró hasta el pasado mes de noviembre de 2021 un superávit de 943 millones de euros, lo que equivale al 0,41% del Producto Interior Bruto (PIB) regional, según los datos facilitados hoy por el Ministerio de Hacienda.

Esta cantidad es 758 millones de euros superior a la registrada por la comunidad en el mismo mes de 2020, cuando el superávit ascendía a 185 millones de euros, el 0,09% del PIB.

La proporción de superávit de la región madrileña en relación al PIB es inferior a la media de las comunidades, del 0,69%, y la cuarta menos elevada tras Aragón (0,27%), Cataluña (0,34%), Comunidad Valenciana (-0,19%) y Región de Murcia (-0,40).

Este informe también refleja el coste de la crisis del Covid-19 en las arcas regionales, que hasta noviembre fue de 858 millones de euros (un 0,37% del PIB), por debajo del conjunto estatal (0,52%), por detrás de Andalucía (1.128 millones) y Cataluña (1.256 millones) y por delante de Comunidad Valenciana (701 millones).

De acuerdo con la información transmitida por las comunidades autónomas, 6.260 millones corresponden hasta noviembre de 2021 a gasto sociosanitario derivado de la Covid-19.

CONJUNTO DE LAS ADMINISTRACIONES

El déficit conjunto de la Administración Central, la Seguridad Social y las comunidades autónomas se ha situado en 55.477 millones de euros entre enero y noviembre de 2021, lo que supone una reducción del 38% respecto al mismo periodo del año anterior y una cifra equivalente al 4,61% del PIB.

A falta del mes de diciembre para conocer el dato definitivo de 2021, el Gobierno ya ha reconocido que la cifra final se situará por debajo del 8,4% del PIB estimado, gracias al alza del los ingresos fiscales, que el pasado año registraron récord histórico, con un aumento del 15,1%, hasta los 223.382 millones, superando los niveles prepandemia.

Según los datos ofrecidos por el Ministerio de Hacienda, si se incluye el saldo de la ayuda a las instituciones financieras, el déficit público hasta noviembre equivale el 4,62% del PIB.

Desglosando los datos por administraciones, en los once primeros meses del año el Estado ha registrado un déficit equivalente al 5,4% del PIB, frente al 6,45% existente en el mismo período de 2020.

De esta forma, el déficit se sitúa en 65.008 millones, lo que supone un descenso del 10,2% respecto a los 72.365 millones del mismo periodo del ejercicio anterior.

Este resultado se debe, según Hacienda, a un “robusto” incremento de los ingresos no financieros del 18,4%, frente al comportamiento de los gastos, que crecen a un menor ritmo, con un alza del 9,6%.

SUPERÁVIT DEL 0,69% DE LAS CCAA

Por su parte, las comunidades autónomas registraron hasta noviembre un superávit de 8.315 millones de euros, lo que equivale al 0,69% del PIB, como consecuencia de un incremento de los gastos del 7,1%, por debajo del aumento del 10,9% de los ingresos.

Entre los ingresos, Hacienda destaca los impuestos sobre la producción y las importaciones, que aumentan un 34,3%, alcanzando la cifra de 14.694 millones, destacando el crecimiento de ITP y AJD en un 47,8%. También aumentan los ingresos por impuestos sobre el capital en un 56,3%, hasta alcanzar los 2.907 millones.

Por su parte, los ingresos por impuestos sobre la renta y patrimonio caen un 1,7%, hasta los 48.815 millones; mientras que las transferencias entre AAPP crecen un 12,1%, hasta los 115.574 millones.

Las transferencias recibidas del Estado representan el 50,4% de los recursos de las comunidades, destacando la partida recogida en la Ley de PGE para 2021 por importe de 13.486 millones y destinada a dotar de mayor financiación a las CCAA para la cobertura de los servicios públicos fundamentales.

Los ingresos obtenidos del resto de recursos se sitúan en 17.021 millones de euros, con un crecimiento del 22,7%, debido, principalmente, al crecimiento de los fondos FEDER y FSE.

EDUCACIÓN Y SANIDAD ACAPARAN GASTOS

Entre los gastos, la remuneración de asalariados crece un 6,6% debido, entre otras razones, al mayor número de efectivos en educación y sanidad. Además, los consumos intermedios crecen un 1,6%, hasta los 30.652 millones, de los cuales 19.152 millones corresponden al ámbito sanitario.

Las subvenciones, de su lado, aumentan un 30,9%, hasta los 3.662 millones por el incremento de las ayudas al transporte, lo que se compensa con el descenso de los intereses, que disminuyen un 15,6%, hasta 2.718 millones.

Las transferencias sociales en especie se elevan en un 4,2%, hasta los 28.360 millones debido al mayor gasto en conciertos sanitarios y educativos y al incremento del gasto en farmacia. Por su parte, lasprestaciones sociales distintas de las transferencias en especie aumentan un 4,9% y la inversión crece un 9,9% respecto a 2020, alcanzando los 12.827 millones.

De acuerdo con la información transmitida por las comunidades autónomas, hasta noviembre 6.260 millones corresponden a gasto socio-sanitario de la Covid-19.