Quantcast
jueves, 8 diciembre 2022 23:44

Madrid refuerza la recogida de muebles en la calle con un nuevo servicio gratuito un día al mes

El Ayuntamiento de Madrid pone en marcha un nuevo servicio gratuito de recogida de muebles en vía pública y en cada barrio se establecerá un día fijo al mes para que los vecinos puedan depositar los residuos voluminosos de 21 horas a 23 horas, siempre que se garantice un itinerario peatonal accesible, es decir, 1,80 metros de acera libre a contar desde la fachada.

Según ha informado el Consistorio, se informará a los residentes de las fechas de retirada en su zona a través de carteles que se situarán en los portales y mediante los canales oficiales del Ayuntamiento de Madrid.

Esta iniciativa surge tanto para incrementar la oferta en un servicio de gran demanda como para evitar el abandono de muebles en la calle. Hasta ahora, la recogida de muebles y enseres a domicilio se prestaba a demanda de los ciudadanos a través del teléfono municipal de información 010, mediante una solicitud en la web municipal, la aplicación Madrid Móvil y las redes sociales del Ayuntamiento. A estas opciones que continúan habilitadas se suma la nueva prestación.

Al igual que en la recogida a demanda de los ciudadanos, en la que se realizará en días fijos no se podrán superar las cantidades admitidas por el servicio, de lo contrario se sancionará. Los enseres depositados deben ser los de uso doméstico. Tras su retirada, se trasladan a las plantas de tratamiento de residuos autorizadas, donde se procede a recuperar diversos materiales.

Cada vecino solo debe dejar muebles y enseres en cantidad inferior a tres metros cúbicos y un máximo de seis elementos (por ejemplo: un colchón, un frigorífico, un módulo de un mueble de cocina y tres puertas). No se recogerán enseres procedentes de mudanzas o de empresas o industrias ni láminas sueltas de vidrio o cristal.

OCHO MILLONES DE KILOS DE RESIDUOS

Además de la recogida en vía pública, los enseres se pueden depositar en puntos limpios fijos que recogen residuos voluminosos como muebles, colchones, somieres, marcos y puertas, cajas, cristal plano. Se establece un máximo de cinco unidades.

En cuanto a residuos de aparatos eléctricos y electrónicos como lavadoras, lavavajillas, secadoras, cocinas, ordenadores, televisores, equipos de sonido, solo se pueden dejar un máximo de seis unidades en estos recintos. Para frigoríficos, congeladores, aires acondicionados, un máximo de una unidad.

De enero a septiembre de este año, el área de Medio Ambiente y Movilidad ha acumulado en los puntos limpios fijos más de siete millones de kilos de muebles y enseres, casi un millón de residuos procedentes de aparatos eléctricos y 400.000 kilos de electrodomésticos de línea blanca (grandes electrodomésticos), sin incluir teléfonos móviles, pilas, baterías ni fluorescentes.

Por su parte, en el servicio de recogida a domicilio se han retirado más de tres millones de kilos de muebles en un total de 103.590 avisos.