Quantcast
sábado, 27 noviembre 2021 10:51

Así se rearma el PSOE-M con una secretaría en la capital y nuevos portavoces en la Asamblea

La antigua federación socialista madrileña está atravesando semanas de muchos cambios. Se trata del PSOE-M, la división socialista en Madrid que se haya inmersa en una renovación integral de sus filas tras el batacazo electoral en los últimos comicios autonómicos. Hace tan solo tres semanas, el partido regional cuenta con un nuevo secretario general, Juan Lobato, que ya ha puesto en marcha su nueva Ejecutiva presidida por Isaura Leal y presentada durante el XIV Congreso Regional del Partido celebrado el pasado fin de semana. Al nuevo equipo de Lobato se unen socialistas madrileños históricos como Diego Cruz, Marta Bernardo o Pilar Acera a los que suman caras nuevas que tendrán que modernizar el partido.

La recién nombrada Ejecutiva del PSOE-M ha decidido la nueva composición del Grupo Parlamentario Socialista en la Asamblea de Madrid con el objetivo de ser una oposición renovada capaz de plantar cara a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso. El propio secretario general, Juan Lobato, asumió la portavocía del grupo desplazando a Hana Jalloul. Ahora, la nueva Ejecutiva ha nombrado a Pilar Sánchez-Acera y Jesús Celada como portavoces adjuntos del PSOE en la Asamblea de Madrid. En la Mesa de la Asamblea se mantiene Diego Cruz Torrijos.

nueva Ejecutiva ha nombrado a Pilar Sánchez-Acera y Jesús Celada como portavoces adjuntos del PSOE en la Asamblea

No obstante, en el nuevo PSOE-M no solo hay nombramientos. Las diputadas socialistas Irene Lozano e Isabel Aymerich han decidido dejar su escaño en el Parlamento regional. Lozano anunció el pasado 15 de noviembre que renunciaba a su acta de diputada para «iniciar una nueva etapa profesional». Por su parte, la decisión que ha llevado a Aymerich a dejar su escaño es que se une al gabinete del recién nombrado Defensor de Pueblo y excandidato socialista a presidir la Comunidad de Madrid, Ángel Gabilondo.

Con esta renovación de Ejecutiva y diputados en la Asamblea de Madrid, el partido socialista madrileño espera relanzar el PSOE-M. La formación empieza una nueva etapa de modernización gracias a equipos coordinados y cohesionados. Tras un periodo de autocrítica, Lobato pretende volver a conectar con la ciudadanía a través de la diversidad, el feminismo y nuevas ideas que mejoren la vida de los madrileños.

EN BUSCA DE LA SECRETARIA DEL PSOE-M CIUDAD

La nueva Ejecutiva también ha querido dar más protagonismo a la ciudad de Madrid creando la figura de secretario general del PSOE-M ciudad. Este nuevo cargo llega para dar fuerza a nivel municipal al partido socialista. Tras la marcha del consistorio madrileño de Pepú Hernández, el PSOE del Ayuntamiento de Madrid ha quedado en manos de Mar Espinar que a pesar de ser portavoz del grupo municipal ha descartado presentarse a la secretaria general del partido en la ciudad de Madrid.

Todo parece indicar que este puesto ya está reservado con nombres y apellidos. Fuentes socialistas apuntan a la delegada del Gobierno en Madrid, Mercedes González, como la candidata perfecta a ocupar este puesto. Juan Lobato aún no lo ha confirmado pero tampoco lo desmiente y, por su parte, Mar Espinar ha asegurado que para ella sería «un lujo» trabajar con Mercedes González, si finalmente es secretaria del PSOE-M ciudad. Espinar ha destacado la «gran relación, no sólo política sino también de amistad» que las une. «Para mí va a ser un lujo si finalmente es ella la candidata a secretaria y puedo trabajar con ella desde el Ayuntamiento para recuperar Madrid para el PSOE«, ha aseverado Mar.

Mar Espinar (PSOE) y Mercedes González (PSOE)

Antes de que Ferraz la colocara en la Delegación del Gobierno de España en Madrid, Mercedes González era concejala en el Ayuntamiento de Madrid. A su silla de Cibeles, llegó tras hacer política municipal en Barajas siempre de la mano del PSOE, partido que ha llegado a liderar en este distrito madrileño. Aunque fuentes cercanas a González recalquen que la socialista está muy centrada en su trabajo como Delegada es cierto que no descarta presentarse a la secretaría general del partido en la capital. Tras unos pocos meses al frente de la Delegación, Mercedes González ha tenido que hacer frente a complicadas situaciones como la autorización de polémicas manifestaciones o los multitudinarios botellones que se suceden cada fin de semana en la región capitolina.