Quantcast
miércoles, 3 marzo 2021 6:18

El casco histórico de Barajas se reformará con 1,5 millones de euros

Las obras de la primera fase de circunvalación del casco histórico de Barajas por la calle Ayerbe acaban de comenzar. Los trabajos tendrán una duración prevista de ocho meses y cuentan con un presupuesto de 1,5 millones de euros.

Se va reformar el tramo de la circunvalación que unirá las calles de Gonzalo de Céspedes y de las Fraguas mediante la prolongación y remodelación de la actual calle Ayerbe.

El proyecto de remodelación está siendo ejecutado por el Área de Gobierno de Obras y Equipamientos del Ayuntamiento de Madrid. Los trabajos han sido visitados por la delegada de Obras y Equipamientos, Paloma García Romero junto con la concejala de Barajas, Sofía Miranda.

Objetivo: descongestionar el casco histórico

La nueva ronda aumentará la comodidad tanto de los peatones como de los conductores de vehículos que transiten la circunvalación en obras.

Por un lado, se descongestionará el casco histórico de Barajas mediante la reorganización de la movilidad de las calles adyacentes. Este menor tránsito de vehículos favorecerá a la calidad ambiental del distrito.

Y por otro, se mejorará la seguridad vial reordenando las intersecciones y los aparcamientos, lo que supondrá una mayor anchura tanto del vial como de las aceras.

Una mejora de los accesos al distrito

La urbanización de este tramo facilitará, además, el acceso a la pasarela peatonal existente sobre la avenida de la Hispanidad (M-14), que conecta el distrito de Barajas con la terminal 3 del aeropuerto.

También, estos trabajos mejorarán la accesibilidad de la zona mediante la plantación de nuevo arbolado y la supresión de las barreras arquitectónicas haciéndose así Barajas más accesible.

Barajas: un distrito rural y moderno

Barajas es uno de los 21 distritos que compone la ciudad de Madrid y abarca una superficie total de más de 41 kilómetros cuadrados.

El distrito madrileño abarca los barrios de Alameda de Osuna, Aeropuerto, Casco Histórico de Barajas, Timón y Corralejos en los que viven más de 46.000 madrileños.

Su anexión a Madrid data de 1949, hace más de 70 años. Su primitivo carácter rural se ha convertido en un centro importantísimo de comunicaciones con sus correspondientes zonas industriales y así, los viejos caseríos se han transformado en núcleos residenciales de nuevas y modernas viviendas.