Quantcast
domingo, 3 julio 2022 3:43
spot_img
spot_img

El ‘Teatro Pavón’: un último homenaje antes de bajar el telón

Tras anunciar su cierre definitivo, es muy fácil decir que “el Teatro Kamikaze-Pavón bajará el telón para siempre”. A pesar de la belleza de la metáfora, esta no hace menos dolorosa el saber que se vuelve a perder uno de las grandes instituciones culturales de Madrid.

Abierto intermitentemente desde el año 1925, el Teatro Pavón es uno de los más importantes de la escena cultural madrileña. Sobre sus tablas se han consagrado grandes profesionales que hoy lloran la pérdida de este escenario tan emblemático.

Francisca Pavón y su sueño teatral

El Teatro Pavón de Madrid lleva en el número 9 de la Calle de Embajadores desde 1925 gracias a una idea de una pionera empresaria: Francisca Pavón.

Esta madrileña quiso crear un teatro en el barrio de La Latina en una época donde este tipo de espectáculo volvía locos a todos los madrileños. En aquel Madrid de principios del siglo XX, solo en el centro convivían casi 30 teatros.

Teatro Pavón
Teatro Pavón (1955)

El Teatro Pavón se inauguró en abril de 1925. A esta asistieron los reyes Alfonso XIII y Victoria Eugenia de Battenberg. Se representó la obra ‘Don Quintín el Amargao’ de Carlos Arniches.

Todos los teatros tienen un gran musa y la del Teatro Pavón fue Celia Gámez. Esta actriz sería la que llevaría al estrellato el nombre de este escenario. En los años de la II República, estrenaría seis espectáculos de revista. El más famoso: Las Leandras y su reconocido “Pichi”.

Teatro Pavón
Celia Gámez, año 1929.

Tras la guerra se convertirían en un cine de barrio. En los años 80 se recuperaría como teatro, pero los problemas económicos hicieron que el telón del Pavón tuviera que volver a bajar el telón.

Después de varias idas y venidas, la productora y compañía Kamikaze quiso hacer del Teatro Pavón su nuevo hogar. Desde entonces, hasta ahora se trabajó por devolver la vida a estas tablas hasta conseguir un Premio Nacional de Teatro en 2017.

El Teatro Pavón, una arquitectura única

La arquitectura de este teatro es muy especial. El encargado de diseñar la obra fue Teodoro de Anasagasti, el mismo que dirigió la construcción del Monumento a Alfonso XII o el varios edificios de la Gran Vía madrileña.

El Teatro Pavón fue uno de los edificios pioneros construidos completamente con el estilo art decó. Este se caracteriza por ser una mezcla de varios estilos que no solo influyó a la arquitectura, sino también al cine.

Detalles florales de la fachada del Teatro Pavón

En la actualidad, el edificio no mantiene exactamente todos sus elementos tal y como se construyeron. A lo largo de su historia, ha sufrido numerosas reformas que han modificado su estructura. Aún así, mantiene mucho de su idiosincrasia original.

Su fachada llama mucho la atención a los viandantes que pasean por el barrio de La Latina. Numerosos y coloridos motivos florales decoran su entrada. Girasoles amarillos se entrelazan con formas geométricas y hace del Pavón un edificio único en Madrid.

Una torre con un reloj adornaba también su fachada. En los años 60 se cometió el gran error de eliminarla. El que decidió tirarla quedó al Teatro Pavón sin uno de sus elementos más característicos. Sin embargo, este torreón fue reconstruido.

Torre del reloj del Teatro Pavón

Otra de las cosas que sobresalen en esta monumental fachada son sus dos terrazas catalanas. Desde sus ventanales se puede observar la rica vida que puebla las calles de El Rastro cada domingo.

El cierre de espacio supone una gran pérdida cultural para Madrid. Solo esperamos que esto no se traduzca en un abandono total de las instalaciones que hagan desaparecer todos preciosos elementos que adornan la fachada del mítico Teatro Pavón.

Cerrado permanentemente

La crisis provocada por la pandemia del Covid-19 ha atacado especialmente al sector cultural. Actualmente, la mayoría de las personas que se dedican a este sector llevan prácticamente sin trabajar desde hace un año. El teatro Kamikaze ha sido uno de los bastiones que no ha podido soportar tal embiste.

La compañía Kamikaze era la que se encargaba de la gestión del Teatro Pavón, de ahí su cambio de nombre. Esta ha declarado que su pretensión era “apurar el tiempo hasta la finalización del contrato de alquiler, en junio de 2021 (…) pero quién podía prever que una pandemia precipitara el final”.

“No vamos a ocultar que es un momento de una enorme, gigantesca tristeza”, apuntan los responsables del proyecto. Este abrió sus puestas hace cinco años, en 2016. Desde entonces se intentó crear “un teatro que intentara aunar lo mejor del teatro privado con lo mejor del teatro público”.

Interior del Teatro Pavón

Después de 11 años, Kamikaze se despide de esta relación simbiótica que les convirtió en todo un referente de los teatros madrileños. El Pavón, de nuevo, vuelve a buscar un nuevo habitante que le devuelva la luz que el coronavirus le arrebató. Madrid simplemente espera que lo encuentre pronto.

spot_img
spot_img