spot_img
spot_img

Las venta de mascarillas FFP2 y FFP3 se dispara ante el incremento de contagios

La venta de mascarillas FFP2 y FFP3 se dispara. La demanda de mascarillas FFP3 ha crecido un 1.600% en tan solo un fin de semana. Parece ser que el disparo de contagios ha desatado el consumo de mascarillas para protegerse contra el coronavirus.

En lo que llevamos de enero, la demanda de FFP2 se ha duplicado con respecto a diciembre de 2020, mientras que en la semana 4 vs 3 de enero se ha incrementado más de un 171%.

¿Son eficaces las mascarillas?

La gran variedad de tipología de mascarillas ha creado una confusión en el consumidor que ya duda de la eficacia de la misma pues los contagios siguen creciendo.

Para que las mascarillas funcione tienen que cumplir dos características obligatorias: que estén homologadas y que se usen bien.

Según explica Mar Santamaria de Promofarma, “toda mascarilla bien homologada está sujeta a estrictos controles de filtración y respetabilidad, es decir, una combinación de características a tener en cuenta para elegir la más adecuada.”

Cabe destacar que el buen uso de las mismas es esencial para que sean eficaces. Una mascarilla quirúrgica y FFP durán un máximo de cuatro horas y las reutilizables tienen que ser lavadas a diario en una temperatura superior a 40 grados.

Además, el uso de mascarillas lleva aparejado otras recomendaciones de protección como mantener la distancia social y la higiene de manos sobre todo antes de manipular la mascarilla.

Si todos lleváramos una buena mascarilla bien puesta, el riesgo de contagio se reduciría de forma muy significativa.

Las mascarillas que más protegen

La gran variedad de tipología de mascarillas también ha suscitado dudas en torno a cuáles son las mejores o las peores en materia de protección individual.

Las mascarillas FFP2 se consideran equipos de protección individual, y tienen mayor capacidad de filtración del aire inhalado frente a las demás (hasta un 92%), además de proteger a las personas de nuestro alrededor, si no tienen válvula. Es decir, te protegen a ti y a los demás.

En definitiva, las FFP2 y FFP3 son las mascarillas que más protegen y están recomendadas para el personal sanitario, personas en contacto con enfermos, personas de alto riesgo o para usarlas en el transporte público.

En cuanto a las mascarillas lavables o de tela (higiénicas), pues si bien es una buena alternativa desde el punto de vista sostenible, ya que son reutilizables, protegen menos en ambos sentidos.

Las que si se desaconsejan son las mascarillas semi-transparentes que se están comercializando como UNE-0065. Esta tipología apenas protege y tienen un índice mínimo de filtración, por lo que el usuario está totalmente expuesto al contagio.

Así son las desconocidas FFP3

Las mascarillas FFP3 son la nueva tipología de estos accesorios que debe llevar obligatoriamente toda la población. Estas mascarilla cuenta con un índice de filtración del 98%.

Como ocurría con FFP2 han estado habitualmente vinculadas al ámbito médico o de profesionales que necesitan un altísimo grado de protección en entornos con gran potencial de transmisión vía aérea de patógenos.

Su precio puede llegar a multiplicar por cuatro el de una mascarilla FFP2, con una diferencia de protección apenas perceptible para la población general, más aun si seguimos las recomendaciones de distancia física, lavado de manos y colocación adecuada de las mascarillas.

Para Mar Santamaria de Promofarma:

“el buen uso de una mascarilla quirúrgica en un espacio cerrado puede ser tan efectivo como el de una FFP3, porque nos estamos protegiendo unos a otros; y con una diferencia de precio que supone casi una décima parte, o de un 25% en el caso de las FFP2”.

Sin duda, la mascarilla es esencial para luchar contra la pandemia que ya va por la tercera ola en nuestra región.