Quantcast
jueves, 6 octubre 2022 14:59
spot_img

El Palacio de El Pardo, el Valle de los Caídos y el Monasterio de El Escorial reabren tras la gran nevada

El Real Monasterio de El Escorial, el Valle de los Caídos y el Palacio del Pardo reabren sus puertas tras los copos de Filomena. Los conjuntos monumentales permanecieron cerrados desde el pasado 9 de enero.

Seguirán cerrados a la visita pública los Jardines del Campo del Moro y de El Pardo, el Parque y Jardines de la Casita del Príncipe en San Lorenzo de El Escorial y el Panteón de Hombres Ilustres para evitar accidentes.

La decisión ha sido tomada por el comité de dirección de Patrimonio Nacional, organismo propietario de estos edificios. En la reunión se ha acordado la reapertura de estos emblemáticos espacios ya que se puede garantizar la plena seguridad de los visitantes y ya se han acometido las labores de limpieza.

Las personas que hayan adquirido sus entradas a través de la web de la institución podrán solicitar la devolución de su importe o, si lo prefieren o su cambio por otras para otra fecha.

Filomena aísla a los caballos de las Reales Caballerizas

La gran nevada provocó que una veintena de caballos de las Reales Caballerizas del Palacio Real quedaran aislados bajo 60 centímetros de nieve en el entorno de los Jardines del Campo del Moro en el complejo del Palacio Real.

Patrimonio Nacional, junto con la ayuda del Ayuntamiento de Madrid y la Unidad Militar de Emergencias (UME) y Tragsa pudo despejar, aunque con dificultad, la nieve y hielo la explanada frente a las Reales Caballerizas. Gracias a esta intervención, los caballos se encuentran en un buen estado de salud. 

En el interior de los establos se ha podido garantizar la normalidad desde que
comenzó la nevada, con temperatura adecuada, ventilación de los espacios, limpieza de las
cuadras, lavados completos y cuestiones concretas como el engrasado nutritivo de los cascos.

En el Palacio Real viven 19 caballos de las razas Hannoveriana, Oldenburgués,
Belga, Kwpn y Trakehner, entre otras, y con edades de entre 8 y 19 años. El más joven es Lucio, nacido el 23 de abril de 2012, mientras que Yaco es el más veterano, habiendo nacido el 10 de marzo de 1993.

Estos noble animales viven en la fachada norte del Palacio Real en plena Plaza de Oriente y ocupan una extensión de unos 2.200 metros cuadrados y participan en exhibiciones y Actos Oficiales como el Cambio de Guardia o la entrega de Cartas Credenciales a S.M. el Rey.