Quantcast
viernes, 14 mayo 2021 21:45
spot_img

Aranjuez solicita la declaración como ‘zona catastrófica’ tras la nevada

Aranjuez, desbordado con la situación tras la nevada. El ayuntamiento ha anunciado, a través de sus redes sociales, que María José Martínez (PP), alcaldesa de la localidad, “ha solicitado al Gobierno de la Nación la declaración de Aranjuez zona catastrófica”.

El propio consistorio adelante que, de ser aprobada dicha solicitud, esto supondrá “la activación de medidas muy beneficiosas para todos, tanto particulares como ayuntamiento”. Se suma así a la petición de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso.

Incansable trabajo para devolver la normalidad a Aranjuez

Las consecuencias de la borrasca Filomena han sido mucho mayores de lo esperado. La intensa nevada ha superado todas las previsiones y ha hecho que las medidas adoptadas para paliar sus efectos sean totalmente insuficientes.

La alcaldesa de Aranjuez hizo una petición a Delegación de Gobierno para que mandaran a la Unidad Militar de Emergencias (UME) al municipio para controlar las consecuencias de la nevada.

Diez efectivos de esta unidad militar se sumaron a las tareas de retirada de nieve junto a los operarios del ayuntamiento. También aportaron varias retroexcavadoras y dos máquinas quitanieves grandes que han llegado hoy a la localidad.

Las temperaturas extremas están dificultando el trabajo. El hielo es más complicado de retirar del asfalto que la nieve, por ello los militares están utilizando picos para partir estas placas a mano, lo que realentiza la vuelta a la normalidad.

Los operarios del ayuntamiento también trabajan sin descanso retirando ramas y árboles caídos en las calles de Aranjuez debido al peso de la nieve. El consistorio ha comentado que incorporará más personal a esta tarea, siendo ya más de 170 personas destinadas a los trabajos de recuperación de la ciudad.

Recuperar la movilidad en el municipio es la principal prioridad

Despejar las calles de nieve es el principal objetivo a conseguir. Las líneas de autobuses están aún suspendidas por la incapacidad para transitar por Aranjuez tras la nevada. Sin embargo, para facilitar la movilidad de los necesiten atención médica, se ha creado un servicio especial de lanzadera con salida en Calle Infantas y destino Hospital del Tajo.

En lo relativo los Cercanías, las líneas C3, C3a, C2 y C5 se encuentran totalmente operativas. A pesar de ello, los viajeros se pueden encontrar con frecuencias de una hora entre tren y tren.

Con respecto a las carreteras, las principales vías de acceso a la ciudad ya se encuentra abiertas al tráfico, tanto por el Norte, Oeste, como por la carretera Ontígola. La A4 ya es transitable y se puede utilizar la entrada a Aranjuez por la Cuesta de Seseña.

Se sigue trabajando para que el resto de las calles vayan recuperando la normalidad, aunque aún es totalmente desaconsejable usar vehículos privados si no es con el uso de cadenas. La formación de placas de hielos sobre el asfalto supone un peligro para todos los conductores.

Los destrozos de la nevada a su paso por Aranjuez

Las perdidas materiales son cuantiosas. La copiosa nevada hizo que se hundiera parte de la cubierta del Centro Cultural Isabel de Farnesio la pasada madrugada. El peso de la nieve hizo que cediera la infraestructura. Debido a las horas, nadie circulaba por las inmediaciones y no hubo que lamentar víctimas.

Durante el día 10 de enero se produjeron varios cortes de electricidad en el municipio debido a la nieve. Estos fueron en el ‘Real Cortijo de San Isidro’ y en la urbanización ‘La Arboleda de la Reina’, que fueron solventados poco tiempo después.

El ayuntamiento advirtió que se estaba propagando un bulo sobre un supuesto corte de suministro de agua por una avería. Las autoridades desmintieron esta información y aconsejaron a los vecinos que utilizaran solo los canales oficiales para mantenerse al tanto de las novedades.

Muchos ribereños siguen aún incomunicados tras la nieve

A pesar de los esfuerzos del consistorio, estos no son suficientes. Muchos vecinos se empiezan a desesperar cuando miran por la ventana y siguen viendo grandes masas de nieve sobre sus calles.

Fuentes vecinales comentan que la gente está intentando salir como puede de sus respectivos domicilios. Muchos solo cuentan con unas palas para poder abrirse paso por la nieve. También denuncia que los cubos de la basura están sobrepasados, pues ni si quiera los camiones de recogida de residuos pueden todavía acceder a estas calles.

Por muchas zonas del municipio, nos cuentan sus vecinos, aún no ha pasado los camiones quitanieves y siguen tal y como las dejó Filomena a su paso por Aranjuez. “Seguimos andando por el medio de la carretera, por los pocos surcos que han ido dejando los coches. Muchas calles siguen incomunicadas”, comenta un ribereño.

Aranjuez sigue a la espera de que el Gobierno Central apruebe su declaración como zona catastrófica. Mientras, la paciencia de los vecinos se tendrá que sumar al trabajo sin descanso de los operarios y militares para devolver cuanto antes la normalidad a sus calles.