Quantcast
viernes, 21 enero 2022 21:16

La Comunidad apuesta por los aparcamientos disuasorios que Almeida paralizó por ineficaces

Vuelven los aparcamientos disuasorios. La Comunidad de Madrid quiere construir este tipo de instalaciones cuyo objetivo es reducir el número de coches en la ciudad de Madrid a pesar de que el propio consistorio haya paralizado el proyecto de varios de ellos al demostrarse que muy pocos conductores hacían uso de los mismos. El Ayuntamiento de Madrid renunció a erigir estos aparcamientos disuasorios al ver que en los ya construidos no se llegaba ni al 30% de ocupación. Al ver la ineficacia de estas construcciones, el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, decidió paralizar el resto de proyectos que preveían estas infraestructuras que también estaban recogiendo numerosas quejas vecinales. No obstante demostrada su ineficacia, el Gobierno de la Comunidad de Madrid se ha propuesto construir seis aparcamientos de esta tipología este 2022.

No obstante demostrada su ineficacia, la Comunidad de Madrid se ha propuesto construir seis aparcamientos

La presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, ya ha avanzado en las medidas que tomará su Ejecutivo este 2022 la construcción de seis parkings disuasorios. Estas instalaciones tienen como objetivo que los conductores estacionen su vehículo allí y hagan uso del transporte público para acceder al centro de la capital para así favorecer la movilidad sostenible. Sin embargo, esta pretensión de las instituciones para reducir la emisiones en la almendra central no convence a los conductores ya que se ha demostrado que pocos de ellos hacen uso de estos aparcamientos disuasorios.

No obstante, la Comunidad de Madrid se empeña en su consecución. A lo largo de este 2022, el Gobierno autonómico se ha comprometido a construir un aparcamiento disuasorio en Ciudad Universitaria, otro en Ciudad de la Imagen (Pozuelo de Alarcón) y cuatro en varias estaciones de Cercanías que discurren por los municipios de la A-6. Cabe destacar que esta carretera de acceso a Madrid acumula a diario importantes atascos y es una de la que más tráfico contaminante soporta.

EL AYUNTAMIENTO DE MADRID YA IMPULSÓ ESTE PROYECTO

Actualmente, ya hay tres aparcamientos de este tipo construidos en diferentes puntos cardinales de las afueras de Madrid. El gobierno municipal de José Luis Martínez-Almeida construyó uno al lado de la estación de Pitis, otro en Fuente de la Mora y uno en Aviación Española. Estas instalaciones tenían como objetivo aminorar el tráfico de las carreteras A-6, A-1 y M-607 respectivamente.

Tras construir estos parkings y comprobar el poco uso que hacían los ciudadanos de ellos, el gobierno municipal decidió dejar de construir este tipo de instalaciones. De este modo, el Ayuntamiento de Madrid renunció a los que se iban a planificar en Villaverde, Canillejas, Aravaca, Barajas, Puerta de Arganda, Paco de Lucía, Valdebebas, Mar de Cristal y Tres Olivos. En el caso de este último también supuso una victoria vecinal ya que una plataforma de ciudadanos se mostraba en contra de que llegara dicha infraestructura a Tres Olivos.

Cabe destacar que la construcción de estas instalaciones supera los 10 millones de euros de las arcas públicas por lo que su rentabilidad tendría que estar garantizada. Además, los que han sido paralizados ya estaban en proceso de licitación y la redacción de estudios asciende 5,7 millones de euros públicos que no han servido para nada puesto que se ha renunciado a este proyecto municipal.

No obstante la experiencia municipal, el Gobierno de la Comunidad de Madrid ha decidido rescatar esta iniciativa para mejorar la calidad del aire en la ciudad evitando que haya tantos coches dentro de la capital. Cabe destacar que la ciudad de Madrid acarrea desde hace años importantes problemas de contaminación que los departamentos de medio ambiente de las instituciones madrileñas no han sabido solventar. Quizás, los parkings disuasorios del gobierno regional corran otro destino que los municipales y sean capaces de fomentar la movilidad sostenible en transporte público tal y como estaba previsto.